Viajero empedernido

Experiencias de viajes. Fotos y curiosidades. Un saludo amistoso a todos los que os dejeis caer por aquí, y tengais la paciencia de leerme.

Entradas populares

Etiquetas

Albarracín. La sierra y la historia (1) Algo de Ibiza (2) Amsterdam canales y museos (1) Animalicos (8) antropología (4) Aragón (2) Arquitectura ibicenca (2) Arquitectura variada (28) Arte Urbano (1) ARTHUS-BERTRAND (1) Artículos interesantes (2) Atracción de aventura en Rusia Skaypark (1) Aves (1) Bahía de Ste-Catherine (2) BALLENAS (2) Balnearios (1) Barcelona (6) BARCOS (3) Caballos del Vino (2ª Parte) (1) CANADA (14) Cantabria (1) CARAVACA DE LA CRUZ (4) Cataluña (8) Cielos (1) CITAS MEMORABLES (4) COLORES DE ESTAMBÚL (1) Colores de Estambul (3) Santa Sofía (1) COLORES DE ESTAMBUL 2 (El Bósforo) (1) Cometas (1) costumbres (5) CROACIA (9) CUBA (2) Curiosidades (48) De interés general (40) De visita en el Jardín Botánico de Madrid (1) Desde Mula con color (1) Diagonal Zero Zero (1) Efectos fotográficos (3) El "Cagalentejas" de Toro (1) Embalse de la Cierva (1) Embalse de la Cierva (Mula) (1) Es Broll (1) ESCALERAS IMPRESIONANTES DEL MUNDO (1) ESLOVENIA (1) ESPAÑA (30) espectacular (2) EXTREMADURA (9) Fascinante mundo microscópico (1) Fiesta de los caballos del vino Moros y cristianos de Caravaca (3) Flora (8) fotos (1) Fotos NO digitales (3) FUERTEVENTURA Paisajes del viento (1ª parte) (1) Gatos (1) Hervás (1) Historia (6) historia y patrimonio (10) Holanda (1) Humor (3) IBIZA (35) Ibiza desde el aire (2) Ibiza en 1947 Vaya cambio (1) Imágenes increíbles (3) Insectos y bichos (4) Islas Canarias (3) Italia (1) La belleza de la polinización (1) La catedral de León al detalle (1ª parte) (1) La catedral de León al detalle (2ª parte) (1) La catedral de León al detalle (3ª parte y última) (1) LA MANCHA (2) Las Fuentes del Marqués en Caravaca (1) Las Mil Islas (2) León (8) Los Caballos del Vino (Caravaca de la Cruz) 1ª Parte (1) MADRID (1) Marinas (1) Mercadillo de Las Dalias en Ibiza (1) Mis comentarios (9) Monasterio de Piedra (1) Montreal (1) Mundo asombroso (1) MURCIA (14) My Space (1) Naturaleza (34) Naturaleza viva de Ibiza de cerca (2) Nuria (1) Otoño 2014 en Ibiza (mercadillo de San Juan) (1) Ottawa (1) Paisajes (24) Parque Omega (2) Picos de Europa (1) Plantas y flores (16) Pliego (1) PORTUGAL (2) Puig de Misa. La atalaya de Santa Eulalia (1) Punta Galera (1) Québec (1) RECORRIENDO SES FONTANELLES (Ibiza) (1) Recuerdos de Canadá (Quebéc al natural) (1) Recuerdos de Canadá (Toronto) (1) Rincón por rincón LEÓN (1) Rincón por rincón LEÓN (2ª parte) (1) Rincón por rincón LEÓN (3ª parte) (1) Rincón por rincón LEÓN (4ª y última parte) (1) Rusia (2) Rutas recomendadas (18) Semana Santa en Toro (Zamora) 1ª parte (1) Semana Santa en Toro (Zamora) 2ª parte (1) Semana Santa en Toro (Zamora) 3ª parte (1) Sencillamente fantástico (1) SINTRA (Portugal) 1ª parte (1) Surrealismo (2) Tadoussac (2) Teatro (1) Toronto (2) TURQUÍA (4) Un paseo por el puerto de Barcelona y plaza de las Glorias (1) Vancouver (1) Viajes en barco (2) Victoria (1) vídeos (9) Vistas aéreas (8) Youtube (3) ZAMORA (5) Zaragoza (1)

4 de abril de 2016

FUERTEVENTURA Paisajes del viento (1ª parte)


Fuerteventura es isla de contrastes, no la puedes definir con una palabra, me recuerda a la fábula en la que unos ciegos tocaban un elefante, y dependiendo de la zona del animal se hacían una idea de como era; obviamente una pata en nada se parece a una oreja o trompa de ese animal. Fuerteventura es similar, si te dejas caer por la parte noreste de la isla te hallarás entre dunas doradas como si en medio del desierto estuvieras perdido, en su parte oeste las calas y playas de cantos rodados de color negro te trasladan a otra costa sin arena y sin dorados.


El centro sembrado de montañas peladas de tonos ocres recuerda un paisaje extraterrestre sin sombra de vegetación o a lo sumo como en el Vallehebron verde sin árboles.
Las playas de Jandía son espectaculares en su extensión y no te engañes, el hecho de dejar el coche junto a la arena no evitará una buena caminata hasta mojarte los pies en el Atlántico. En el sur la playa de Cofete es la estrella, su majestuosidad se aprecia desde lejos y desde lo alto.








Dejando aparte el tema paisajístico o geográfico, Fuerteventura es un destino de Sol y playa. Sus continuos vientos hacen de los amantes del sur o kitesurf un destino ideal, sus olas son espectaculares, perfectas y temibles para los no iniciados. Las mareas también son impresionantes, nada que ver con nuestro tranquilo Mediterráneo. 

Torre del Tostón sobre el puerto de El Cotillo



Al contrario que las Baleares, esta isla no está sembrada de casitas por todos lados, el paisaje es uniformemente ocre y desprovisto de vegetación donde los núcleos urbanos aglutinan la mayor parte de los habitantes. La capital es Puerto del Rosario ubicada a unos escasos 4 kilómetros al norte del aeropuerto.

Un par de las varias esculturas con motivos marineros en Puerto del Rosario
En si no encontré atractiva la ciudad, más bien al contrario, edificios muy deteriorados o despintados,escuelas y algún parque, pero nada especial que la haga destacar sobre otra capital de provincia. El puerto acoge la mayoría de restaurantes de la ciudad, osea que si os llega la hora de comer, no perdáis el tiempo deambulando por las calles y dirigiros al mar.
Los colores característicos del centro de la isla

Puerto de El Cotillo





Esqueleto de cachalote junto al castillo del Tostón en El Cotillo


La calle donde se ubican la mayoría de los bancos es la Primero de Mayo, es peatonal y en su intersección con Virgen del Rosario encontraremos la Iglesia de Nuestra Señora del Rosario así como la Casa Museo de Unamuno y una estatua conmemorativa en la plaza; los edificios de organismos oficiales también se encuentran próximos.
Como ya he dicho, la isla está encaminada al turismo, mayoritariamente extranjero los enormes complejos de hoteles y apartamentos rodean la costa, en algunos casos con descarado mal gusto y otros edificios simplemente se quedaron colgados en su estructura al estallar la burbuja inmobiliaria.


Corralejo en el norte. Lo turístico se funde con lo tradicional





Los núcleos más importantes de población se reparten aparte de la capital en Corralejo al norte, Caleta de Fuste en el centro de la costa este, Gran Tarajal unos kilómetros al sur y ya en la península de Jandía, Morro Jable con grandes playas y plagado de apartamentos y tiendas de souvenirs.
Mi primera visita de la semana que estuve allí fue al sur y tal vez pueda desprenderse de mis comentarios anteriores que la isla es fea o descuidada, nada más lejos, una vez abandonas las zonas turísticas surge un paisaje que desprende calma, la carretera que serpentea por el interior y discurre de norte a sur es de doble sentido, únicamente esta desdoblada en algunos kilómetros al sur y norte de la isla, pero no por ello surgen caravanas o atascos, el tráfico fluye.
Caleta de Fuste. Aglomeración turística llena de hoteles y apartamentos. Turismo extranjero en su gran mayoría

Por todos lados se aprecian las huellas dejadas por los conos volcánicos y los pueblecitos interiores aparecen blancos y cuidados en medio de la aridez del entorno, no hay que olvidar que Fuerteventura está considerada reserva de la Biosfera desde el 2009.
Subida desde el valle en Mal Nombre hasta la vista sobre la playa de Cofete





















Esta es la isla de mayor longitud del Archipiélago, mide unos cien km de norte a sur y segunda en superficie 1.660 km2, unas tres veces la isla de Ibiza, también es la isla Canaria más próxima al continente africano del que la separan 90 km de mar.
En esa superficie hay que incluir la pequeña isla de Lobos de casi 4,5 km2 separada unos 20 km del norte de Fuerteventura. La pequeña manga de agua que las separa se conoce como El Río por su escasa profundidad de entre 10 y 14 metros. Lanzarote está también presente por su cercanía y es visible desde bastantes zonas de Fuerteventura; el estrecho que las separa se denomina Bocaina y en su parte más próxima solo alcanza los 10 km. de separación.
La isla que conocemos actualmente es fruto de dos fuerzas contrarias, por un lado el vulcanismo como creador y por otro la erosión como destructor o modificador.

Molino típico restaurado en Tefia

La isla es variada en cuanto a relieve, su máxima altura la encontramos al sur en la península de Jandía en el denominado Pico de la Zarza con 807 m, pero el macizo más montañoso lo ostenta Betancuria donde su Atalaya alcanza los 762 en su parte más elevada. Aprovecho para indicar que la carretera que une Betancuria con Pájara no es para personas con vértigo, la carretera se estrecha hasta desaparecer la mediana o arcén y el acantilado que se supone no llega a verse, únicamente los blancos mojones de obra que como puntos suspensivos nos acompañan a lo largo del sinuoso recorrido; hay un par de puntos y miradores para hacer una paradita y disfrutar de las espectaculares vistas del valle.



 Un mar embravecido nos espera tras la última curva que nos conduce a la playa de los Molinos. En verano torna sus redondas piedras por arena dorada.




Comer frente a las olas viendo los surfistas es algo posible en el Cotillo.
Faro museo del pescador en El Cotillo

En el Macizo de Betancuria, hacia el oeste se encuentran los barrancos más importantes: La Peña, Ajuy y Pájara.
La zona norte es la más reciente, todavía se aprecian lavas arrojadas por volcanes del Cuaternario. En el NE es destacable la alineación de antiguos conos volcánicos, Montaña Escanfranga (el más alto), Montaña Roja y Caima.
Las inmensas playas de Jandía






En el sur de Fuerteventura, Morro Jable


La Península de Jandía es una parte independiente del territorio, su principio lo encontramos en el llamado Istmo de la Pared, una zona de arenas y dunas de poca altitud. Las playas más espectaculares y extensas se encuentran allí y no solo de esta isla sino de todas la Canarias. La península esta atravesada por buen número de barrancos nacientes en la espina dorsal que separa las playas de Sotavento y Barlovento, cayendo hacia las orillas de Sotavento.Las terrazas bajas y acantilados se alternan con playas de la mas amplia gama de colores y texturas. Las playas de Sotavento son calmas mientras que las de Barlovento son de aguas bravas.

El pueblo importante más al sur, y segundo que visité tras el Gran Tarajal fue Morro Jable, los llamados jables son aquellos lugares con amplias zonas de formaciones arenosas de origen orgánico que dan  como resultado grandes campos de dunas; Corralejo en el norte y el Istmo de la Pared en el sur son principales ejemplos.
Gran parte de la Fuerteventura paisajista son Espacios Naturales protegidos, de norte a sur nos encontramos junto a la costa con los primeros volcanes en una alineación hacia el sureste destacando los cráteres de la Montaña de la Mancha y Lomo blanco; pocos kilómetros más al sur comienza otra cadena de 14 km aproximadamente, que discurre desde Caldera Colorada hasta la isla de Lobos donde destaca Bayuyo con sus 269 m como máxima altura.

Las lavas surgidas de estas fisuras conforman el malpaís  (Terreno abrupto de escaso suelo relacionado con coladas recientes y poco evolucionadas) que vemos alrededor y se extienden hacia el mar. Estas escorias fueron producidas por unas erupciones tranquilas que duraron muchos años. En lugares como Corralejo o El Cotillo las lavas se encuentran cubiertas de arena orgánica dando lugar a contrastes extremos en el paisaje.

Si continuamos hacia el sur, a menos de 10 km encontramos dos fracturas paralelas de épocas geológicas diferentes, se trata de Caldera Blanca, Montaña Negra y Pajarita, encuadradas en el vulcanismo más reciente, mientras que la segunda Caima, Montaña Roja y Escanfraga, se engloban el el segundo ciclo volcánico. Los grandes conos de estas últimas épocas produjeron importantes cantidades de lava, parte de la cual se encuentra cubierta por depósitos de agua procedente de lluvia y acumulada en zonas de poca pendiente; zonas estas aprovechadas para cultivos. Se conocen por sus tonos verdosos y anaranjados que contrastan con la aridez dominante.
 Algunas imágenes de Gran Tarajal con sus oscuras arenas




La alineación cuaternaria más reciente de la Isla se sitúa entre Lajares y La Oliva, la Montaña de la Arena y el malpaís procedente de esta, así como las montañas de Los Saltos y Mal Nombre.
La zona Este de Fuerteventura la conforma un sistema de mesetas o tableros  y grandes valles como Vallebron, Guisguey y Valhondo que finalizan en una llanura costera todos ellos pertenecientes al primer ciclo de desarrollo volcánico. Las mismas formaciones se pueden ver en la zona de Pozo Negro.
La zona interior de Fuerteventura esta dominada por llanuras de las que carecen el resto de las islas y flanqueadas por los macizos de Betancuria y los cuchillos de la zona este con su forma de U debido a su antigüedad.
Iglesia de Santa Ana en Casillas del Ángel 


 Casa museo del Doctor Mena en la Ampuyenta, anterior y posterior

Iglesia de San Pedro de Alcántara en la Ampuyenta

Otra zona a destacar es el desfiladero de Mal Paso, excavado en el lado de una gran estructura circular, provocada por la acción del fuego interior junto al Pico de las Aguilillas y el Risco de las Peñas. Sus lisas paredes están surcadas por el característico bandeado de las rocas; proliferan las gavias, terrazas de cultivo ubicadas en los fondos de barrancos rodeadas de caballones para estancar las aguas pluviales y canalizarlas. En la base del desfiladero se encuentra la ermita cueva de la Virgen de La Peña y la presa de las Peñitas, un buen lugar para la observación de aves acuáticas.
 La vista más característica de Betancuria es su Iglesia de Santa María. Fue fundada en 1404 por el conquistador de la isla de quién tomó su nombre. La iglesia fue elevada al rango de catedral en 1424 por mandato del papa Martin IV. La superficie del municipio es de 104 km2 y la capital se sitúa a 395 m sobre el nivel del mar, siendo el mas abrupto en cuanto a paisaje. La cota más alta es el pico Betancuria de 724 m que da nombre al macizo. Casi todo el municipio pertenece al Parque Rural de Betancuria, de interés paisajístico con sus vistas desde Morro Velosa, junto a la carretera que nos lleva a Antigua.


En los barrancos podremos ver los muchos diques encastrados en verdosas rocas de diferentes tonos, son complejos basales de origen sedimentario submarino datado en cien millones de años. 
Continuando nuestro viaje hacia el sur del macizo de Betancuria nos espera Cardón; cuyo alto grado de erosión permite contemplar las sucesivas capas eruptivas y frentes de lava de gran intensidad. Ahora el terreno pierde altitud hasta lo que en su día fue los límites geográficos de la Isla. Próxima se encontraba Jandía, otra isla que por motivos de las glaciaciones a los largo de millones de años terminaron uniéndose por la parte hoy denominada Istmo de La Pared.



La cabra majorera es la especie extendida por Fuerteventura y cuyos rebaños podemos ver desde la carretera en cualquier momento de nuestro viaje. Abajo una de ellas nos observaba cuando visitamos el poblado de la Atalayita.



El terreno basáltico ha sido paulatinamente cubierto por las arenas, de las que diferenciamos un jable (acumulaciones de arena que cubren grandes zonas) antiguo de arenas cementadas y un jable nuevo, que atravesado por los continuos vientos de la costa de Barlovento a Sotavento da lugar a un paisaje en continua evolución.
Cuando atravesamos el Istmo llegamos al antiguo macizo de Jandía, estructura esta muy castigada por la erosión, aquí no se aprecian erupciones recientes; la continua erosión ha perfilado profundos barrancos en su ladera sur y una zona norte escarpada, esto indica que tuvo en su origen una mayor superficie cuyos terrenos hoy día se encuentran bajo el mar.
Jandía cuenta en su haber las playas más extensas y espectaculares, las cumbres más elevadas y la mayor riqueza floral de Fuerteventura. 
En su dorso de afiladas aristas se encuentran los picos más altos de la Isla. La Zarza con sus 807 m, el Fraile 683 m o la Palma con 659 m. Los barrancos caen hacia el sur, Mal Nombre, Esquinzo, Vinámar, el Ciervo (donde se instala el pueblo de Morro Jable), Gran Valle, Jorós de los Mosquitos como más representativos.
La impresionante ladera norte  acaba en las salvajes playas de Cofete y Barlovento únicamente separadas por el Islote, que en realidad no es tal, ya que se encuentra unido a la costa mediante un pequeño Istmo arenoso.
Mirador de Morro Velosa en lo alto y poco antes de llegar podemos fotografiarnos con las impresionantes esculturas de los caudillos majos Guise y Ayose casi arriba del morro.

 Vistas desde el mirador de morro Velosa, se ve una gran parte del norte de la isla






Los llanos de La Angostura y la Punta de Jandía con su faro ponen fin a los límites de la isla.Volviendo al principio y dejando al margen temas geológicos, las isla tiene un componente turístico manifiesto, en su variada costa destacan sin duda las interminables playas que asombran desde la distancia y sobre ellas y que atraen a un tipo de turista dependiendo de sus gustos más o menos aventureros. Las playas de sotavento son preferidas por bañistas tranquilos amantes de la seguridad y paraíso de deportes náuticos; la mayoría de resorts y complejos turísticos se encuentran repartidos por esta costa. El mayor exponente sin duda es Corralejo, sus playas blancas bordean el Parque Natural que lleva su nombre y cuyos limites son Montaña Roja. Los colores de sus aguas predominantemente esmeralda y de carácter pacífico son espectaculares y atraen a los turistas por miles. Solo las de Jandía le hacen competencia (los extremos se tocan). Las infraestructuras de socorrismo están cubiertas, el viento constante las hace destino obligado para amantes del surf, windsurf o kitesurf, la playa llena de cometas de todo tipo y color es de gran vistosidad. Los amantes del buceo tienen en el estrecho de la isla de Lobos su particular paraíso, aparte desde Montaña Roja hasta Pozo Negro hay una buena selección de pequeñas playas mas recogidas.

El faro de la Entallada  a casi trescientos metros sobre el mar, un mirador con vistas digno de visitar, cerca de Gran Tarajal en desvío a Las Playitas.


Desde Pozo Negro hasta el Istmo de la Pared la costa se resiste a las visitas, es agreste y acantilada con algunas caletas en la desembocadura de los valles; las más destacadas: Las Playitas (inmenso campo de golf), Gran Tarajal o Tarajalejo entre otras. Al visitar esta zona hay que hacer parada obligada en el Cuchillo de la Entallada, que dispone del faro de su mismo nombre y para muchos, en los que me incluyo, el más bonito de Fuerteventura; como curiosidad mencionar que es la zona geográfica más próxima a la costa africana; desde su mirador azotado por fuerte viento disfrutaremos de una preciosa panorámica a casi 200 m sobre el nivel del mar.


En las fotos de detalle y general vemos parte del poblado de la Atalayita. Los aborígenes eran trogloditas, vivían en cuevas en laderas de montañas o acantilados, pero si esto no era posible construían sus propias cabañas en la tierra y a su alrededor levantaban un muro de piedras secas, una vez llegaban a ras de suelo cubrían la estancia con losas y sobre ellas tierra amasada para evitar filtraciones de agua. A estas habitaciones se las denominó casas hondas.
La palabra Guanche, usada para denominar a los aborígenes canarios refleja una mezcla de pueblos mediterráneos, norteafricanos y negroides procedentes de inmigraciones llegados a las islas tal vez más de mil años antes de Cristo.

El primer nombre conocido de la isla es el de Erbania, por su muralla que dividía las dos tribus indígenas, quedaban al norte los seguidores de Ayoze y al sur los de Guize. Más adelante y refiriéndose a las cuevas que habitaban "majos" o "mahod" dedujeron los cronistas el término Mahorata o Maxorata para designar la tierra de los majoreros o mahoreros.
Otra curiosidad de la isla son los hornos de cal, en la foto los ubicados en Caleta de Fuste. Se utilizaban para  agua de lluvia, para blanquear y la construcción de casas, predominaban los de planta circular con unas dimensiones de entre tres y seis metros con una sola entrada.

Para acabar, otro producto del ingenio humano lo constituyen las salinas, de las cuales podemos ver detalles al sur de Caleta de Fuste en el Museo de la Sal, nada extraordinario en cuanto al interior a base de fotos y mucha escritura, a veces imposible de leer por el inadecuado fondo o las luces traseras fundidas (mantenimiento pobre por los 5€ de la entrada) pero el exterior si nos muestra de primera mano la producción de sal. Después de tantos años solo quedan las Salinas del Carmen tras haber sido restauradas. En el interior, un vídeo de los años noventa nos muestra un personaje que explica toda la elaboración del producto final en el cual trabajó durante toda su vida.








Panorámica de Corralejo con el puerto a la izquierda

Fuerteventura tiene mucho que visitar y no quiero dejar pasar por alto otros motivos para comentarlos, iglesias, zonas rurales, molinos, flora y fauna merecen dedicarles otra entrada aparte como así será. De momento hago una pausa para buscaros unas buenas fotos con que acompañar tanta letra.


Seguidores

Reputación

Rating for rafaysuscosas.blogspot.com

Mi blog de jardinería. Click en la foto

Mi blog de jardinería. Click en la foto
Capuchinas

Por el mundo...

Por el mundo...
Visita mis fotos en Google Earth pinchando el avioncito

Páginas vistas en total

Visita mi blog de aviación

Blogs que sigo